Iglesia fortificada de Gumiel del Mercado

 

Nombre: Iglesia fortificada de Gumiel del Mercado, Iglesia de San Pedro Apóstol
Localidad: Gumiel del Mercado
Comarca: Ribera del Duero
Provincia: Burgos
Comunidad: Castilla y León
Tipología: Iglesia fortificada
Estado: Bueno
Visita: Libre
Localización: N41 45.384 W3 48.149

La iglesia de San Pedro Apóstol comenzó a levantarse hacia el segundo cuarto del siglo XV a cargo del presbítero Juan Sánchez. La fábrica es fundamentalmente de sillería caliza. Se compone de dos naves y dos capillas abiertas en el muro de la epístola. En el exterior del templo destaca la torre rematada en matacanes, del primer tercio del siglo XV, uno de los mejores ejemplos de encastillamiento de un templo bajomedieval.

El edificio se vio influido notablemente por las construcciones civiles de fortalezas, atalayas y torres albarranas. En una de sus almenas aparece esculpida una cruz que forma parte del escudo de Juan Sánchez, y también el escudo de armas del Concejo de Gumiel del Mercado.

A menudo se ha asegurado que la torre de la iglesia de Gumiel corresponde a una antigua albarrana aprove­chada, pero no es así. La base demuestra que la primi­tiva torre llegaba hasta poco más de la mitad de la ac­tual. Entre 1430 y 1440 fue elevada otro tanto por orden del arcipreste de Gumiel, obra realizada posiblemente por el cantero Martín de la Puerta. Este no hizo más que copiar exactamente el modelo anterior, o sea la misma cantidad, tipo y tamaño de los vanos de las campanas y su idéntica disposición. Después tapió el cuerpo inferior. La torre se coronó de un matacán apoyado en breves mo­dillones, entre los que se abren estrechas aspilleras. Al can­tero, que trataba con habilidad la piedra, se le nota cierta tosquedad al rematar la torre, pues no es capaz, por ejem­plo, hacer coincidir los arquillos y levanta almenas despro­porcionadas. En uno de los lados añadió una espadaña. La torre mide 8,30 por 4,50 metros de lado.

En lo alto de los ángulos lucen los escudos del arci­preste y del pueblo. Es de suponer que este último no sólo diese el visto bueno a la obra, sino que contribuyese a ella. Quizá aspirase a revertir a la corona, ya que por estos años el conde de Castro estaba desterrado en Ara­gón y había asesinado a Beatriz, señora de Gumiel.

Tradicionalmente se ha atribuido la fortificación de Gumiel a D. Diego López de Haro. De las murallas que rodearon la villa sólo quedan dos puertas y escasísimos restos que sirven de base a viviendas. El plano del case­río parece indicar que tuvieron forma circular

En lo alto de un cerro muy destacado al Sur del pue­blo hubo un castillo. Se ha atribuido nada menos que a tiempos de los moros. Dávila le cree levantado por Asur Fernández. No parece que Gumiel del Mercado sea punto trascendental estratégico ni de comunicaciones para atribuirlo a tales épocas. Consta que existía en el s. XIII. Pudo servir de base a Diego López de Haro en sus intentos de apoderarse de Aranda de Duero. En tiempos de Ensenada aún se veían algunas ruinas. Un si­glo después sólo se recordaba el sitio en que se levantó. Hoy su lugar está ocupado por bodegas.

Bibliografía

Arquitectura fortificada en la provincia de Burgos. Inocencio Cadiñanos Bardeci

 

  • Suscríbete a Castillos del Olvido

    Introduce tu correo electrónico para suscribirte y recibir notificaciones de nuevas entradas.