Yacimiento de Navalahija

Nombre: Yacimiento de Navalahija
Localidad: Colmenar Viejo
Comunidad: Madrid
Tipología: Yacimiento
Estado: Vestigios
Visita: Libre
Localización: N40 41.630 W3 44.435

El Yacimiento de Navalahija se encuentra en la Dehesa de Navalvillar, situada a las afueras del municipio de Colmenar Viejo, en el paraje conocido como Valdepuerco. Cuenta con dos yacimientos visigodos de gran importancia para entender la transición entre el mundo antiguo y medieval en la presierra madrileña. Se trata de las aldeas de Navalvillar y Navalahija, situadas a escasa distancia y separadas por el arroyo de Tejada. Son dos establecimientos con un hábitat disperso y con un sistema económico basado en la ganadería, la explotación minera y la metalurgia del hierro.

Asentamiento hispanovisigodo datado en el siglo VII. En la campaña de 2008 se descubrió una fragua. Actualmente se encuentra en fase de excavación y estudio (dato de abril de 2010) por parte de un conjunto de expertos multidisciplinar. Los restos de teja de arcilla cocida son abundantes. Ya entonces eran tejas del tipo curvo.

Las primeras evidencias constatadas en este nuevo edificio presentan dos estancias en las que sobresale el amplio grosor de los muros de cimentación y parte de los alzados y su destacada factura en mampostería trabada con barro.

En la habitación de mayor superficie destaca un hogar en su zona central que conservaba aún los restos de la combustión y varias vasijas, así como una interesante estructura en uno de sus ángulos, donde una piedra moledera se amortizó como posible base para un soporte. Entre los materiales recuperados destaca una herramienta de piedra, posiblemente para uso doméstico o relacionado con los utensilios que utilizaron en el edificio excavado.

Está orientado preferentemente a la ganadería ovina y a la actividad metalúrgica. Según los expertos data de los siglos VII y VIII d.C., aunque posiblemente fue reutilizado durante la Edad Media (S. XIII). Entre 1981 y 1990 fue objeto de seis excavaciones arqueológicas que dejaron al descubierto tres áreas con diferentes funciones: viviendas, establos y almacenes. Se han documentado numerosos objetos como vasijas, cuchillos e incluso, una moneda omeya de plata, la más antigua del período islámico de la Península.

El enclave están ubicados en las inmediaciones de la Necrópolis visigoda de Remedios y complementan la información arqueológica e histórica de la organización territorial de esta zona madrileña en la transición de la Antigüedad tardía al Medievo (siglos VII y VIII d.C.).

Los materiales arqueológicos encontrados en las excavaciones arqueológicas, tales como vasijas, elementos pétreos y metálicos, están expuestos en la Casa Museo de la Villa de Colmenar Viejo.

Fuente

Paneles informativos

Pedro Mª Vargas

www.castillosdelolvido.com
  • Suscríbete a Castillos del Olvido

    Introduce tu correo electrónico para suscribirte y recibir notificaciones de nuevas entradas.