Iglesia fortificada de Santa Eulalia

Nombre: Iglesia fortificada de Santa Eulalia

Localidad: Palenzuela

Provincia: Palencia

Comunidad: Castilla y León

Tipología: Iglesia fortifcada

Estado: Ruina

Visita: Libre

Localización: N42 05.780 W4 07.883

 

La iglesia fortificada de Santa Eulalia, construida en el siglo XIV, es de estilo gótico ojival. Se conserva su torre almenada, usada como atalaya, y los restos consolidados de su antigua fábrica. Las ruinas de una torre, unos muros y unos pilares son el único resto que perdura de la que fue la iglesia del barrio de Santa Eulalia, templo gótico de tres naves con varias capillas funerarias.

En su sacristía se conservaba el archivo de la villa de Palenzuela, y en la torre existió un reloj, con lo que su importancia en la vida del pueblo fue grande mientras se mantuvieron sus rentas y su feligresía. En 1844 se unió la parroquia a la iglesia de San Juan, y poco más tarde el templo empezó a amenazar ruina, hasta llegar al estado que hoy se contempla. Desde 1930 las ruinas y el solar son propiedad del municipio.

En la actualidad permanecen unas ruinas reparadas, con una torre almenada que aún conserva una escalera de caracol, la portada, en arco apuntado y con varias arquivoltas, fragmentos de muros y algunos pilares con arcos; también se conserva parte del pavimento pétreo.

Algunas de las obras de arte que poseía se llevaron a la otra iglesia, pero una gran cantidad, especialmente los sepulcros, desapareció.

Bibliografía

http://palenzuela.es

Castillo de Palenzuela

Nombre: Castillo de Palenzuela

Localidad: Palenzuela

Provincia: Palencia

Comunidad: Castilla y León

Tipología: Castillo

Estado: Ruina

Visita: Libre

Localización: N42 05.611 W4 07.643

El castillo de Palenzuela se encuentra en el extremo oriental de la Muy Noble y Leal Villa del mismo nombre, ocupando una posición estratégica sobre una terraza que domina el valle del Arlanza desde su margen derecha, próxima a la confluencia con el río Arlanzón.(1)

El Castillo de Palenzuela, más frecuentemente llamado fortaleza en la documentación histórica, y conocido por los muros entre la población, es un monumento que suele pasar desaparcibido en el pueblo.

Algunas publicaciones empiezan a datar la existencia de un castillo en Palenzuela desde el año 850; desgraciadamente, no se citan las fuentes documentales. De todas formas, las ruinas que han llegado hasta nuestra época son posteriores, aunque no es fácil fijar una fecha de construcción del castillo, a causa de la parquedad historiográfica.

Castillo de Palenzuela 4

Es posible que el castillo que ahora conocemos sea el que se menciona en la Crónica del Rey Don Pedro, con estas palabras: …e yo tomaré aquel castillo pequeño que es en la dicha villa… Sin embargo, los avatares guerreros que de Palenzuela sufrió durante los siglos XIV y XV hacen pensar que este «castillo pequeño» sufriera frecuentes daños y tuviera que ser parcial o totalmente reconstruido. El investigador Azcárate Ristori aproxima la época de su levantamiento a los años medios del siglo XV, cuando la villa y su alfoz formaban ya parte de las posesiones de los Almirantes de Castilla.

Sea como fuere, el caso es que nuestro castillo no tuvo funciones señoriales, sino presidiarias. En él fueron encerrados presos de diversa índole, algunos religiosos de alto rango, pero los vecinos de la villa estaban exentos de ese «honor» gracias a los privilegios que otorgaba el Fuero de Palenzuela; en contrapartida, todos los pecheros debían hacer labores de guardia por las noches en la fortaleza.

Ya a mediados del siglo XVII, el castillo parecía estar abandonado, o al menos sin uso. En esa época, varios temporales violentos ocasionan graves daños, y se datan casos de aprovechamiento de la madera de la fortaleza por parte de los habitantes del pueblo.

En la actualidad, las ruinas que han llegado hasta nuestra época apenas hacen reconocible la verdadera identidad de las construcciones, pese a ser de considerable tamaño. Tres torres, una de ellas desmochada, y algún muro, junto a los restos de la muralla, en el extremo este del casco urbano.

Lo inusual de la fortaleza son sus materiales: principalmente el barro, en el que se marcan visiblemente los orificios por donde se sujetaron los encofrados; la coronación de los torreones es un calicanto también realizado mediante encofrados; y los diferentes pisos eran de madera, con vigas que se apoyaban en los muros y que aún se conservan en parte dentro de una de las torres.

El esquema del castillo era sencillo: tres torres formando un triángulo, uno de cuyos lados era la propia muralla de la villa. Los otros estaban realizados también con barro. Por encima de los paredones, en los adarves, debió de existir un camino de ronda, como demuestran los huecos de la torre del homenaje que permitían la salida.

En el exterior, es posible que existiera otra empalizada que rodease el conjunto, ya que el número de entradas en los paredes de barro y en las torres es más elevado de lo que solía ser habitual, y se conserva un corto trecho de muro arruinado de mampostería en paralelo a uno de los tres lados del castillo. Lo que parece que no existió es el foso.

Por debajo de la fortaleza, en la base de la muralla, existen varias viviendas rupestres que se adentran en la ladera, aún habitadas, cuyo origen probablemente se remonte a los tiempos de abandono del castillo, aunque las cuevas seguramente sean mucho más antiguas.

El entorno de las ruinas, aunque descuidado en la actualidad, tiene grandes posibilidades de adecuación como zona de jardín, además de constituir un yacimiento arqueológico aún por explorar.(2)

Bibliografía

1 www.castillosnet.org

2 www.palenzuela.org

 

 

Palacio fortificado de los Herrera

Nombre: Palacio fortificado de los Herrera

Localidad: Palenzuela

Provincia: Palencia

Comunidad: Castilla y León

Tipología: Palacio fortificado

Estado: Bueno

Visita: Exterior

Localización: N42 05.665 W4 07.800

El máximo apogeo de la villa, favorecido por los constantes privilegios que se otorgan a su concejo y es aprovechado por numerosos nobles para establecer su residencia y levantar grandes casas-palacios, coincide con la convocatoria de cortes en Palenzuela por parte del rey Juan II en 1425.

Aún se conserva el palacio fortificado de los Herrera, que fueran mariscales de Castilla y familia que residió en la localidad durante generaciones, llegando Alonso de Herrera, uno de sus miembros, a ser obispo de Ciudad Rodrigo y Oviedo.

La construcción esta formada por una sólida torre poligonal construida con buena sillería y una barrera que lo rodea parcialmente.

Bibliografía

www.castillosdepalencia.es

 

 

Muralla de Palenzuela

Nombre: Muralla de Palenzuela

Localidad: Palenzuela

Provincia: Palencia

Comunidad: Castilla y León

Tipología: MurallaEstado: Bueno

Visita: Libre

Localización:

Rodeaba la población que se inició con la protección de un primer asentamiento realizado en la explanada frente al castillo, que se extendía a lo largo de una calle principal hasta la iglesia de San Juan, formando un recinto ovalado, más estrecho junto a la iglesia, y donde se encontraba la entrada que daba a la actual Plaza Mayor.

Contaba con dos puertas, la situada frente al puente sobre el Arlanza aún se conserva reconstruida y recibe la denominación de Puerta de la Paz, Puerta del Río o Arco de Triunfo. Es de sillería y está formada por un arco rebajado con contrafuerte escalonado a los lados. Otra puerta, ya desaparecida, con aspecto similar a la anterior, estaría situada en el camino a Burgos y se la conocía como Arco de la Taberna.

Muralla de Palenzuela 3 Muralla de Palenzuela 4

El aumento de la población hace que se forme un arrabal frente a este primer núcleo urbano, también protegido por una muralla independiente que seguía las curvas de nivel y cuyo acceso se encontraba junto a la iglesia de Santa Eulalia. Entre medias, fuera de ambos recintos, quedan la Plaza Mayor y la empinada calle que sube desde el río, hasta que a finales de la Edad Media se amplía la muralla que, englobando los dos recintos iniciales, desciende hasta el río, y en la parte superior protege la zona de la Plaza Mayor y el Ayuntamiento. De esta última cerca quedan algunos pequeños tramos en la parte Este, que sirven de muro al cementerio. Estaba construida de mampostería y alcanzaba los 2 metros de grosor.

Un fuerte huracán el 16 de agosto de 1641 derribó parte de la muralla, afectó a la puerta principal, y ocasionó la pérdida de parte de las torres del castillo. Un nuevo huracán a finales de 1739 contribuyó al deterioro de la cerca.

Muralla de Palenzuela_3052 Muralla de Palenzuela_3049

La puerta más impresionante se encuentra oculta en el interior de la Torre del Reloj, anexa al Ayuntamiento. Fue probablemente la entrada principal de la villa, construida posiblemente en el siglo XIV con sólidos sillares de piedra y gran altura.

Una vez perdida su utilidad, bien por ampliación de la muralla en la Edad Moderna y quedar dentro del casco urbano (se sitúa junto al Barrio Nuevo), o por cambio de uso, fue utilizada como cárcel municipal, vivienda y almacén. En la década de los 80 del siglo pasado fue restaurada y se añadieron varias plataformas y escaleras.

Muralla de Palenzuela 5

Hoy en su interior se encuentra el museo de Palenzuela, que muestra un recorrido cronológico por la historia de la villa y su territorio con piezas que abarcan desde la Prehistoria y edad antigua hasta la edad contemporánea, además de permitir ver la puerta fortificada desde distintos niveles.

Bibliografía

www.castillosdepalencia.es