Muralla de Ávila

Información
   
Nombre: Muralla de Ávila Tipología: Muralla
Localidad: Ávila Estado: Restaurada
Provincia: Ávila Visita: Horarios
Comunidad: Castilla y León Localización:
   
Mapa
Historia y descripción

La muralla de Ávila se encuentra en el corazón de la ciudad antigua y dentro de ella y a su alrededor se extiende el magnífico y rico patrimonio que ofrece Ávila a sus visitantes.

La historia tradicional siempre ha dicho que la muralla de Ávila se comenzó a construir el tres de mayo de 1090 por orden de Raimundo de Borgoña y se finalizó 1099. Si bien, el historiador Rodríguez Almeida mantiene que la muralla actual es fruto de diferentes épocas y corrientes, anteriores a la época medieval, y que esto se puede ver más claramente en el lienzo este, desde las proximidades de la Basílica de San Vicente hasta la Plaza de Santa Teresa, donde se pueden apreciar diferentes formas de construcción y materiales. Mientras que otros historiadores anteriores han manifestado que esto es debido a la utilización de materiales próximos que provenían de dos necrópolis romanas que había en la zona. Si bien, no ha sido demostrado ni una cosa ni la otra ya que las distintas fuentes históricas dan diferentes fechas de inicio y de finalización, pero lo que si parece claro es que en nueve años no se pudo construir una fortificación de tal tamaño y envergadura, aún cuando reutilizasen partes ya levantadas y no se construyera todo el perímetro actual. Sobre lo que sí hay consenso es que en esas fechas se levantó una muralla para proteger el antiguo poblado, pero al parecer la muralla que se levantó no cubría todo el perímetro actual, llegaba hasta las proximidades del actual arco del Carmen y subía en línea hasta las proximidades del arco de la Santa y con posterioridad se amplió hasta llegar al actual trazado que claramente es de origen medieval.

La muralla estaba dividida en zonas, según estuviesen situados los palacios y era defendida y vigilada por los hombres del noble dueño del palacio en cuestión, cada uno de ellos tenía encomendada la protección de una puerta de acceso. Del mantenimiento se encargaban los moriscos, los cuales dejaron su firma en diferentes tramos de la muralla, al incluir el ladrillo dentro de la construcción.

A partir del siglo XVII, Ávila entró en decadencia al irse los nobles a la corte, hecho que afecto al estado de la muralla que poco a poco se fue deteriorando, hasta llegar al punto de estudiar su derribo. El derribo no se llevó a cabo por falta de presupuesto y gracias a esto, a finales del siglo XIX se iniciaron los trabajos de restauración de la muralla que la han llevado a tener el magnífico aspecto que tiene en la actualidad.

La muralla de Ávila protege una superficie trapezoidal con un diámetro de 2.516 metros, está compuesta por 88 torreones y 2.500 almenas; sus muros tienen una media de 3 metros de grosos y 12 de altura, llegando a los 20 metros en las torres que protegen la Puerta del Alcázar y la Puerta de San Vicente. En sus muros se abren 9 puertas y cuatro portillos, actualmente tapiados o cerrados. Estos datos se han dado por buenos hasta que Mariano Serna se preocupó de desmentirlos ya que según su investigación daba como resultado que en la muralla de Ávila hay 87 torreones y 2113 almenas en la actualidad y originariamente habría 2379, sin contar los muros interiores que protegían el Alcázar. La anchura de sus muros varía entre los 2.60 y los 2.80 metros y su altura estaría comprendida entre los 10.5 metros en su lado sur y los 14.5 metros de su lado este, dando como media 11,5 metros y en relación a las torres varían entre los 17 y los 14 metros, siendo su media de 15 metros, sin contar las torres ya mencionadas de las Puertas del Alcázar y San Vicente que tiene 20 metros.

Al parecer tuvo foso en su lado este. Durante las guerras carlistas se ampliaron su defensas de las que solo quedan en la actualidad unos cimientos excavados en el Jardín de Prisciliano, junto al Arco de San Vicente. Se baraja la posibilidad que las iglesias románicas de extramuros que hay frente a cada una de las puertas de la muralla formaran parte de la defensa de ésta.

La muralla está compuesta por mampostería de diferentes tamaños y colores, dependiente de la cantera utilizada, utilizándose también se utilizó el ladrillo, el mortero, la cal.

Entre sus muros se pueden ver restos del antiguo acueducto romano, cistas, cupas, estelas funerarias, túmulos, aras, verracos, piedras de molino, etc. la mayoría de origen romano y vettón.

Es propiedad del Estado Español, pero gestionada por el Excmo. Ayuntamiento de Ávila, algunos de sus tramos son privados y pertenecen a los dueños de los palacios y al obispado. Su uso es turístico, siendo el monumento abulense más visitado tanto por los propios abulenses como por los turistas. Actualmente son visitables varios tramos que, sumando sus perímetros, superan el kilómetro y en breve se iniciarán los estudios para restaurar y abrir al público un tramo más, que será adaptado para personas con discapacidad física.

En la actualidad hay tres tramos abiertos (los dos últimos tramos se encuentran unidos entre si): El del alcázar, junto a los restos de este monumentos en la Plaza Clavo Sotelo, el de la casa de las Carnicerías, junto a la catedral y el de Carmen, en la ronda Vieja, junto a la antigua cárcel y actual Archivo Provincial, en la Plaza Concepción Arenal.

Cada una de las puertas y portillos que tiene la muralla guardan leyendas e historias que vale la pena conocer. Las puertas que dan acceso al recinto amurallado son:(1)

 

Puerta del Alcázar

La puerta del Alcázar se encuentra en la plaza de Santa Teresa al lado opuesto a la iglesia de San Pedro, de estilo románico es el elemento arquitectónico más singular de la muralla. Fue la primera que se construyó junto con la Puerta del San Vicente, siendo las más robustas y protegidas ya que era la zona que menos protección natural tenía.

Su fisonomía es similar a la de la de la puerta de San Vicente, además las constituyen dos torreones de más de 20 metros de altura que las flanquean unidos por un puente de arco de medio punto, únicos casos en que se da tal estructura en toda la arquitectura militar en cuanto a las murallas respecta en toda Europa y cuyo fin era sorprender desde su posición elevada a los atacantes por la retaguardia. Bajo el puente existen mensurones que sirvieron para soportar un cadalso o elementos del puente levadizo. Contaba con foso y con barbacana, ya no presentes.

En el siglo XVI se hicieron reconstrucciones parciales de la misma. Tras la restauración de 1907 se le incorporarían las almenas, imitando a la de San Vicente, si bien no hay constancia de que las hubiera con anterioridad.

En este lugar tuvo lugar la denominada «farsa de Ávila» en la que se destronó figuradamente al rey Enrique IV de Castilla.(1)

 

Puerta de la Catedral, del Peso de la Harina, de los Obispos o de los Leales, de las Carnicerías

La Puerta del Peso de la Harina (allí se guardó durante siglos el Pote de Ávila, un recipiente que regulaba el peso del grano que se introducía en la ciudad), la única adintelada de todo el recinto.

También se la conoce como de las Carnicerías porque, durante siglos, hubo un establecimiento de este tipo en la edificación anexa. Hoy en día, esta antigua carnicería (edificio del S.XVI) está ocupada por una amplia y moderna Oficina de Turismo y, desde allí, es posible acceder al adarve para iniciar la visita a la muralla desde el paseo de ronda.

Data del siglo XVI y está construida en piedra de sillería en el lugar que anteriormente se encontraba el postigo de los Abades. Al pie de la puerta se encuentra la Casa de Misericordia o del Caballo, llamada así por la figura de San Martín a caballo y repartiendo su capa. Desde esta puerta hasta la de San Vicente se pueden observar restos de la antigua muralla romana así como una barbacana para mejor defensa de esta zona, que además debía tener fosos y otras construcciones.

Horarios

 

Puerta de San Vicente

La Puerta de San Vicente se podría conocer como la segunda puerta de acceso a la entrada o salida de la muralla de la ciudad de Ávila, la segunda en relevancia (de entre las 9 que forman el conjunto) después de la Puerta del Alcázar o del Mercado Grande,  la cual es la más conocida e importante.

Construida a la vez que la Puerta del Alcázar tiene sus mismos mecanismos de defensa que se fueron actualizando según se iban inventado. Tenía doble puerta, rastrillo metálico, arco adelantado sobre las dos torres para tirar objetos y agua hirviendo y en su interior otro agujero con la misma finalidad.

En la actualidad se han encontrado restos indígenas y romanos en unas excavaciones arqueológicas que se abrieron alrededor de esta puerta, de entre todas las piezas destaca un verraco vetton, tallado en la roca madre que forma parte de los restos de la muralla romana.(3)

 

Puerta del Mariscal

La Puerta del Mariscal se trata de la primera puerta de acceso al recinto amurallado del casco histórico de la ciudad de Ávila, ya que se ubicaba en el acceso principal norte, posiblemente sea la única puerta que no ha sido modificada. Se trata de una puerta, compuesta por un arco apuntado y además su nombre proviene del Mariscal Don Álvaro Dávila, que fue el Mariscal del rey don Juan II de Castilla, el cual subvencionó la obra.(4)

 

Puerta del Carmen

Esta Puerta, identificable por la espadaña de ladrillo, recibe su nombre porque allí se adosaba un convento carmelita, después Cárcel Provincial, sobre cuyos restos se ha levantado el actual Archivo Histórico Provincial.

Para acceder desde el exterior, se debe efectuar un viraje, impidiendo que se pueda encauzar de una forma recta. Típico en la arquitectura militar musulmana ya que garantizaba una mejor defensa al impedir un ataque frontal.

También se diferencia de otros accesos porque los torreones que lo circundan tienen planta cuadrada, construidos en el siglo XIV, encontrandose en la intervención arqueológica llevada a cabo en esta puerta, como en uno de los torreones de la puerta se había concebido hueco, con revoco al interior y que, después, fue colmatado.

Se trata del único de todo el recinto murado en el que se ha comprobado esta circunstancia. Actualmente esta torre sirve de acceso (sólo de salida) al adarve de la muralla. Al interior de la Puerta se sitúan las Bóvedas del Carmen, las antiguas caballerizas del Palacio de los Vela, espacio habilitado como depósito de piezas arqueológicas halladas en diversos puntos de la capital y que merece ser incluido en nuestra visita.(5)

Horarios

Puerta del Puente

La actividad en torno a esta puerta se conocía como zona de trabajo de los judíos y los moriscos, lejos de la zona alta de la ciudad donde se ubicaban los nobles y cristianos, desempeñando oficios como el de tintorero o molinero.(6)

Horarios

 

Puerta de la Malaventura, Puerta de la Mala Dicha, Arco de los Gitanos, Arco de San Isidro, Arco de San Segundo

Esta puerta de entrada y salida de la muralla, en la que se encontraba situado el barrio judio de Ávila junto con la calle de los telares, esconde dos historias. Una de estas historias se remota al año 1492, época en la que gobernaban los Reyes Católicos, Isabel y Fernando, y que en ese año decretaban la expulsión del territorio español de todos aquellos judíos que no se convirtieran a la religión cristiana.

Fue por esa puerta, por donde miles de judios que vivian en la ciudad de Ávila, abandonaron y dejaron atrás parte de su vida que se encontraba en la ciudad amurallada, no podemos olvidar que en Ávila, vivian una gran cantidad de gentes del pueblo judio, destacando a personajes tan importantes como fueron Moséh de Leon, autor del Sefer ha-Zohar o tambien llamado Libro del Esplendor y Nissim ben Abraham, conocido como el profeta de Ávila, autor del libro de las maravillas de la sabiduría.

En el jardín de acceso a esta puerta hay un jardín dedicado a Moséh de Leon, en la que hace mención del título con el que tambien se asignó a esta puerta, llamada Puerta del Cielo, por ver cuando te aproximas para acceder por ella el cielo y en la que se puede ver una inscripción con las palabras de este escritor judio, de su obra Zohar o Libro del Esplendor.

” Hay momentos en que las almas que están en el jardín

suben y alcanzan la puerta del cielo
Entonces el propio cielo rodea el jardín tres veces y acompaña

sus vueltas de un son armonioso
Las almas se asoman para escuchar la melodía y contemplar el

esplendor ardiente de la columna
que echa fuego y nubes de humo y ante la cual se inclinan reverentes…”

La otra historia que guarda esta puerta de la muralla abulense, se produjo cuando Alfonso I “el batallador”, se personó a las puertas de la muralla para “recoger” y hacerse cargo de su hijo y todavía niño, el futuro Alfonso VII el emperador, el cual se encontraba en la ciudad de Ávila, protegido por los nobles caballeros abulenses, que se negaron entregar a su futuro rey.

Esta leyenda dió el nombre con el que se conoce a la actualidad a Ávila, como Ávila del Rey Niño, apareciendo como emblema en el escudo de la ciudad, donde aparece un niño, Alfonso, coronado en el cimborrio de la Catedral.

Esta historia nos cuenta que Alfonso I, al querer que le entregaran a su hijo y no saber si se encontraba bien, reclamó a 70 caballeros abulenses que se prestaran como rehenes, para el acercarse a la muralla para que le mostraran a su hijo y cerciorarse de que se encontraba bien.

Así, 70 caballeros salieron por la puerta de la Mala Ventura, para ser prisioneros por un tiempo por las tropas de Alfonso I, donde este una vez que le mostraron a su hijo, en lo alto de la muralla y comprabar que se encontraba bien, se negó devolver a los prisionarios, ante la negativa de los nobles abulenses de entregar al futuro rey, por lo que como represalia Alfonso el Batallador, les condenó a morir hervidos en aceite, en el entorno de lo que hoy es conocido como las Hervencias.(7)

 

Puerta de La Santa

La puerta de la Santa da acceso a la casa natal de Santa Teresa, datandose en el siglo XVI y tiene la misma estructura que el Arco del Carmen. Recibe su nombre porque conduce al Convento de la Santa, complejo monacal construido sobre el emplazamiento de la que fuera casa natal de Santa Teresa.

Flanqueada por 2 torreones cuadrangulares, y coronadas por un matacán, la puerta fué reformada varias veces, conservando algunos de los bloques de piedra posiblemente de origen romano. Junto a la puerta se encontra el palacio de Núñez Vela, de estilo renacentista, cuya misión era la de defender esta puerta, como otros palacios de Ávila.

 

Puerta del Rastro, del Gramal, Puerta de la Estrella, Puerta de Gil González Dávila o de los Dávila

La Puerta del Rastro es la puerta más moderna, es decir la última en añadirse a la Muralla de la ciudad de Ávila, databa del siglo XII, aunque sufrió varias modificaciones como el arco carpanel que añadió en la parte principal para cobijar a la puerta y que data del siglo XVI. Momento en el que se construyó el mirador perteneciente al Palacio de los Dávila que se adosa desde el interior a la cerca, uno de los palacios más famosos y mejor conservados de todo Ávila, que actualmente se puede ver y que tiene relación con el Castillo de Aunqueospese según cuenta una leyenda.

 

Bibliografía

1 www.castillosnet.org

2 Artículo obtenido del artículo de Wikipedia Puerta del Alcázar (Ávila) en su versión del 22 de septiembre de 2010, por varios autores bajo la Licencia de Documentación Libre GNU.

3 www.minube.com

4 www.minube.com

5 http://muralladeavila.com/es

6 www.castillosnet.org

7 www.casasgredos.wordpress.com

Mas información

wwww.muralladeavila.com

Pedro Mª Vargas

www.castillosdelolvido.com